Colombia: ¿paz para quién? otro sindicalista torturado y luego asesinado

El pasado 21 de junio fue asesinado en la zona veredal del departamento de Cauca el líder sindicalista de la Universidad del Valle (Univalle) Mauricio Fernando Vélez López. El hecho fue denunciado por el delegado de las FARC en los diálogos de paz en La Habana, Cuba, Pablo Catatumbo, quien aseveró que “no será posible la concreción de una paz completa mientras se mantenga la persecución contra el movimiento sindical”.

Estás palabras han sido pronunciadas cuando, precisamente en estos días, las FARC está a punto de culminar su dejación de armas.

Mauricio Vélez laboraba en la Universidad del Valle, donde representaba a la Asociación Sindical de Profesores Universitarios (ASPU) y era, además, el entrenador de un equipo de fútbol de la citada Alma Mater. Residente en Cali, tenía 43 años

Aunque los hechos aún no han sido esclarecidos, todo parece indicar que una docena de individuos, armados con fusiles y sin identificarse, golpearon y amarraron a las personas que estaban reunidas en la finca del sindicalista asesinado. Vélez López corrió peor suerte, porque a él se lo llevaron en un vehículo de su propiedad y, posteriormente, su cuerpo sin vida fue hallado con evidentes signos de  torturas.

Según un informe del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (INDEPAZ), el pasado año se registraron en Colombia 117 asesinatos contra activistas y luchadores por los Derechos Humanos, más de 350 amenazas, 46 atentados y 5 casos de desaparición  forzosa. Por su parte, la ONU denunció que entre enero y mayo del presente año la cifra de activistas asesinados asciende a 41.

La paz está firmada pero, como se puede observar, de momento solo la disfruta la oligarquía.

Fuente: Insurgente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *